Sr. Crus | Moby nos da una lección de estilo con su nueva casa
15575
post-template-default,single,single-post,postid-15575,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,paspartu_enabled,paspartu_on_top_fixed,paspartu_on_bottom_fixed,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.5.3,vc_responsive

Moby nos da una lección de estilo con su nueva casa

Moby nos da una lección de estilo con su nueva casa

© Trevor Tondro

Moby se cambia de casa. Ha pasado de vivir en el centro de Nueva York a irse a una casa-castillo en las colinas de Hollywood que representa un punto de madurez y clase envidiable. Dice haberse gastado cuatro millones de dólares en comprar este castillo de 1920, y dos en restaurarlo. Comparado con el precio de un apartamento en NY, para Moby es algo más que aceptable, aunque todavía mantiene su apartamento en Little Italy y su tetería en el Lower East Side.
El artículo completo de Joyce Wadler en el New York Times, fotos de Trevor Tondro lo tenéis en este enlace, y nuestra selección de fotos aquí.

La entrada del castillo. © Trevor Tondro
Para el salón restauró el techo original de madera. © Trevor Tondro
Las vistas desde el comedor impresionan. © Trevor Tondro
En la cocina, un dibujo autografiado de Matt Groening. © Trevor Tondro
Por la ventana, en la parte derecha, se pueden ver las famosas letras de Hollywood. ®Trevor Tondro
Moby colecciona globos terráqueos que se pueden ver por toda la casa. © Trevor Tondro
La habitación principal no tenía baño, y fue construido todo nuevo. ©Trevor Tondro
La habitación de invitados, con orquídea y todo. © Trevor Tondro
Al comprar la casa le dieron una caja con planos originales de la casa. Algunas partes son de Frank Lloyd Wright y algunos de estos planos están enmarcados por la casa. © Trevor Tondro
El salón de invitados tampoco desmerece. © Trevor Tondro
Uno de los garajes, transformado en estudio de grabación. © Trevor Tondro
La casita de la piscina, donde estaba Moby en la primera foto © Trevor Tondro
Top of the world. © Trevor Tondro 
Perfecto lugar para meditar. Cuando está despejado, se ve el Pacífico (entre nosotros, seguro que para meditar se cambia esta silla por otra más cómoda 😉 ). © Trevor Tondro

1Comentario

Escribe Un Comentario